Situación.- G5. Empieza.- La Ribera. Termina.- Plazuela de Santiago.

Toma su nombre debido a que en esta calle es­tuvo el primer despacho de carne municipal, también llamado "Tabla de la carne", donde el Ayun­tamiento la expendía para asegurar el abastecimiento de este producto a los vecinos de la Villa. En aquella época se conocía como Calle Carni­cería. 

En el siglo XVIII fueron sustituidas estas insta­laciones por otras construidas en la calle del Matadero, hoy calle Banco España. Mientras funcionaban las dos, a esta se le llamaba "Carnicería vieja". De esta forma, por concesión po­pular, se quedó con este nombre. En su entrada frente a la Ribera estaba la casa-torre de Etxebarri, propiedad de Diego de Etxebarri, que poste­rior­mente enlazó su estirpe con los Aperribai. Esta casa-torre se comunicaba por su parte poste­rior con la casa-torre de los Arana, emplazada en Belosticalle. Al otro lado de la ca­lle, frente a la Ca­tedral, estaba la casa-torre de Mar­quina, propiedad de Martín Pé­rez de Marquina, del mismo linaje que la casa-torre de Uribarri, con­vertida posteriormente en palacio de Quintana. 

En 1885 se le quiso imponer el nombre de Santa Ana a la ca­lle, sin llegar a prosperar la idea por oposición de los bilbaínos.

Javier González Oliver