En el pórtico de la sacristía de la iglesia de San Antón se encuentra un busto de Don Claudio de Gallastegi (1806-1988), quien fuera párroco de San Antón durante 40 años y diese la primera misa en euskera en la villa de Bilbao. Esta obra fue realizada por el escultor bilbaíno José Borlaf en 1988.

Ana Prado